a

Antonio López restaura personalmente su escultura en Coslada, Madrid, tras un acto vandálico

La Mujer de Coslada, la escultura de 5,6 metros de altura creada por Antonio López para esta localidad madrileña, fue objeto de pintadas la noche del miércoles 24 de junio. Pero ya se encuentra reparada completamente gracias al propio artista.

La obra, ubicada en el inicio del Paseo de la Rambla, fue inaugurada por el propio Antonio López en octubre de 2014 y es un icono del municipio. El alcalde de Coslada, Ángel Viveros, informó al artista de lo ocurrido. Este, pincel en mano, acudió a restaurar de forma altruista la escultura, eliminando adecuadamente un corazón y tres iniciales que habían pintado con spray.

El acto vandálico está siendo investigado por la Policía Local de Coslada gracias a las grabaciones de las cámaras de seguridad ubicadas en las inmediaciones, según informa el Ayuntamiento de Coslada en un comunicado.

“Es una pena, por lo que esta obra representa y porque forma parte del patrimonio cultural del municipio, no lo entendemos”, señala Viveros a EFE. Y lamenta “este acto incívico” en una estatua que asegura que es “una obra maestra única en el mundo”.

Fabricada en bronce y de 3.000 kilos de peso, La Mujer de Coslada, que emerge desnuda del suelo frente al Teatro Municipal de la localidad, fue elaborada por López en una fundición ubicada en Arganda del Rey. Como Madrid o Boston, Coslada es una de las pocas ciudades del mundo que cuenta con una escultura del autor hiperrealista.

El artista, que ha restaurado su propia obra, ha evitado así que siguiese el camino de otras restauraciones del patrimonio cultural que terminaron de forma catastrófica, como el eccehomo, la Inmaculada de Valencia o el querubín de Reinosa.

Con información del Eldiario.es

Difunde está información
Compartir con:
Califica este artículo

lahoradigitaldiario@gmail.com

Sin comentarios

Deja un comentario