a

Papa Francisco recibe a Pedro Sánchez en el Vaticano

Se trata de la primera reunión del mandatario socialista con el pontífice. En siete años, desde la visita de Rajoy al recién elegido Jorge Mario Bergoglio, no había habido un viaje oficial de La Moncloa a la Santa Sede.

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, y el papa Francisco se reunieron este sábado (24.10.2020) en el Vaticano durante algo más de media hora, según confirmaron fuentes del Palacio de la Moncloa y fuentes vaticanas. Sánchez, que llegó acompañado de su esposa, Begoña Gómez, llegó al patio de San Dámaso bajo una ligera lluvia a las 9:11 horas y fue recibido por el regente de la prefectura de la Casa Pontifica, Leonardo Sapienza, quien les acompañó al interior del palacio pontificio.

El papa subrayó la “difícil misión” que tiene la actividad política. En una intervención de varios minutos ante la delegación española, inusual en este tipo de visitas, el pontífice dijo que la labor de un gobernante debe “hacer progresar el país, consolidar la nación y construir la patria”. “Construir la patria con todos”, recalcó Francisco, quien subrayó a Sánchez su “gran respeto por la vocación política”. “Es bastante trabajo, no es fácil, transmítalo a lo miembros e su Parlamento, lo que piensa el papa de esto”.

La delegación española también estaba compuesta por la embajadora ante la Santa Sede, Carmen de la Peña y miembros del equipo de Presidencia del Gobierno español. Tras la audiencia con el papa, Pedro Sánchez se entrevistó con el Secretario de Relaciones con los Estados, Arzobispo Paul Gallagher en la Sala de los Tratados, pues el Secretario de Estado, Pietro Parolin, tenía un compromiso desde hace tiempo, según indicaron fuentes vaticanas.

Se trata de la primera reunión entre el pontífice argentino y el dirigente socialista español, quien adelantó el martes durante su viaje relámpago a Roma que iba a invitar al papa a visitar a España “cuando buenamente pueda”. España espera que el primer pontífice jesuita de la historia acepte visitar la ciudad de Manresa en 2022, cuando se cumplen 500 años de la conversión de San Ignacio de Loyola, fundador de la Compañía de Jesús.

“Para el gobierno, las relaciones con el Vaticano son importantes, tenemos muchos temas sobre la mesa”, explicó Sánchez ese día durante la conferencia de prensa conjunta con el primer ministro italiano Giuseppe Conte, celebrada en la sede del Gobierno italiano. Según fuentes periodísticas, entre los temas de interés común figuran la reforma de la educación, las modificaciones a la ley del aborto y el proyecto de eutanasia, además de las medidas contra los contagios de coronavirus en España.

Las dos partes esperan consolidar sus relaciones y abrir una nueva fase tras los cambios decididos por el papa dentro de la jerarquía de la iglesia española, conocida por su talante conservador. La última visita oficial de un presidente del Gobierno de España ocurrió hace siete años, el 15 de abril del 2013, cuando el conservador Mariano Rajoy acudió al Vaticano un mes después de la elección de Jorge Mario Bergoglio.

El papa despidió a Sánchez y la delegación española con un mensaje de cariño. “Me gratifica mucho (la visita) y les pido por favor que recen por mí. Y los que no rezan porque no son creyentes al menos mándenme  buena onda que me hace falta”, apuntó.

Con información de DW – (efe/afp)

Difunde está información
Compartir con:
Califica este artículo

lahoradigitaldiario@gmail.com

Sin comentarios

Deja un comentario